Antes de pintar la pared

rodillo con pintura azul

Una nueva capa de pintura es una estrategia sencilla y económica para una remodelación de tu casa, esta puede marcar la diferencia en la atmósfera de tu habitación. Ya sea que quieras remodelar la estancia, entrada o la recamara, el darle una capa nueva, aunque sea de blanco brillante puede tener un impacto mayor de lo que podrías pensar.

Si no estás decidido por un color en particular, toma algunas muestras de paletas de colores de prueba. Intenta pintar tus opciones y hacer pruebas en un papel blanco y colócalas en la pared con cinta adhesiva para que visualices mejor el espacio. (No olvides tomar en cuenta toda la habitación con sus componentes)

Herramientas que necesitaras

Hay un sinfín de herramientas que nos facilitan labores como pintar y mantenimiento en casa. Busca a un profesional para que te asesore respecto a que accesorios para pintar necesitas.

Entre las más populares y necesarias para pintar están:

  • Brocha
  • Pintura
  • Rodillo
  • Contenedor / bandeja para rodillos
  • Cinta adhesiva
  • Pintura de paredes y techo

 

Antes de

Para poder pintar como todo un profesional, debes de asegurarte de que las superficies estén preparadas para que se pueda trabajar en esa área. Limpie un poco el área que quiere trabajar para evitar tener polvo pegado a la pared.

Ten a la mano las herramientas que necesitas.

El tener las herramientas a la mano permite estar cansándose menos y hacerlo más rápido, además te permite trabajar más limpio y de manera más segura.

Asegúrate de examinar la superficie de la pared en busca de alguna anomalía como golpes, raspones, pintura previa de otro color.

Un relleno para las grietas y agujeros provocados por clavos o repisas ayuda mucho. Déjalo secar antes de empezar a pintar sobre él. En ocasiones es buena idea utilizar alguna lija para nivelar la superficie antes de sellar.

Si te pasa que la pintura previa era satinada o brillante, el frotar las paredes con papel lija más fina puede ayudar mucho. Usar una presión suave en un movimiento circular; esto ayudará a crear una capa que ayudará a que la pintura se pegue.

Si en tu caso lijaste la pared, te recomendamos que vuelvas a limpiar la superficie a fondo para eliminar la suciedad o el polvo diluyendo un poco de jabón en balde de agua. Usa una esponja grande para aplicar la espuma y terminando darle una mano más con agua limpia.

Dejala reposar

Una vez que la pared está seca, cubre los interruptores enchufes y superficies que no desees que le caiga pintura. Busca algo de cinta adhesiva de pintor para esto, la tarea será más fácil. Entre capas no olvides retirar y volver a aplicar cinta para evitar que el adhesivo elimine la pintura.

Ya que esté todo listo deja reposar unos minutos la pared y comienza a pintar.

No olvides darle un vistazo a más consejos y hacer lucir tus muebles de madera como nueva.