El hacer que tus muebles de madera, ya sea una mesa, sillas o estanterías parezcan como nuevas, solo requiere de un poco de esfuerzo y la estrategia adecuada de limpieza para que reluzcan como nuevos.

Hay muchas razones por la cual los muebles de madera son fundamentales a la hora de diseño de interiores, ya que tienen un gran poder de permanencia. No solo es una opción duradera, sino que también es muy atractivo visualmente y atemporal, especialmente si tiene una buena estructura y madera.

Es muy conveniente aprender a limpiar los muebles de madera de manera correcta, independientemente de si decide usar un acabado oscuro o claro. También hay diferencias en tendencias modernas o tradicionales de mediados del siglo.

Si bien puede parecer complicado limpiar la madera, siempre es mejor un enfoque simple. Para empezar, cuando compras muebles de madera nuevos, siempre pide consejos al vendedor de como cuidar de la madera.

En otras ocasiones podemos encontrar en oferta o remate algún mueble de madera antiguo en alguna venta de garaje y requiere de algún mantenimiento. En este caso sería mejor darle mantenimientos ligeros, como pintar madera o ponerle algún barniz y lijar para darle nueva vida a la pieza.

Diferencias en las manchas

Cada acabado, mancha y tipo de madera es diferente, es difícil tener un enfoque único para darle mantenimiento especifico a los muebles de madera.

Una buena regla general es comenzar primero con las soluciones de limpieza mas suaves y trabajar aumentando la intensidad para encontrar el adecuado sin dañar el mueble.

Te recomendamos usar los siguientes materiales

  • Jabón para platos transparentes
  • Paños o trapos de microfibra
  • Producto de pulido para muebles
  • Gasolina blanca

Consejos para empezar la limpieza

Comienza limpiando los muebles de madera con un paño de microfibra apenas húmedo para eliminar el exceso de polvo y mugre. Nunca querrás que el agua se asiente o permanezca “encharcada” en el mueble. Así que es mejor que limpies rápidamente con otro paño seco de microfibra.

Si sus muebles de madera tienen manchas muy significativas o con residuos pegajosos, agrega un poco de jabón líquido para lavar trastes a un recipiente con agua y prueba con una pequeña sección. Procura que esta sección sea en una parte donde no este tan a la vista para prevenir que ver si no arruina el acabado.

Evita remojar la madera en agua, y una vez que limpies la mancha, seca el área con otro paño seco.

Usa medidas más drásticas

Una opción que podrías utilizar en situaciones extremas, puedes llegar ocupar algo de “gasolina blanca”. (te sugerimos que hagas una prueba en la madera fuera de la vista también)

Trabaja en un área ventilada y aplica un poco de gasolina blanca sobre un paño limpio y frota el área pegajosa. Si esto no llega a funcionar, es posible que debas de considerar mejor volver a pintar la pieza.

¿Qué tipo de madera es?

Dependiendo de sus muebles de madera, es posible que necesites aplicar un poco de cera para protegerlo y ayudarlo a mantener su brillo. Con una gasa, aplica una cera semisólida (sin silicón) a los muebles de madera.

Deja que la pasta de cera repose en la superficie de madera durante algunos minutos antes de pulirla con un trapo limpio. Te recomendamos evitar los aerosoles de pulido, que pueden dejar algunos residuos que puedes transformarse en manchas.

TE recomendamos ver tambien: 8 consejos para darle vida a la madera